¿ Acostarse sin comer de verdad nos hace perder peso o es un error? Os explicamos todo.

Existen muchos mitos en la alimentación saludable. ¿De verdad es saludable acostarse sin comer?Hablamos con nuestros nutricionistas que nos ayudaran a entenderlo mejor.

Después de cenar, os tumbáis el en sofá mirando la tele, las redes sociales en el móvil y pasadas unas horas os entra un hambre que  no os podéis explicar. Además tienen esa idea de que no deberíais acostarse sin comer antes de dormir, que al hacerlo engordan y lo que pasa: acaban por acostaros hambrientos y lo peor, con deseos muy difíciles de controlar como comer todo el tipo de dulces y snacks poco saludables que encontráis.  ¿Entonces qué es lo más correcto? Comer o no comer antes de acostarse?

La respuesta es sí, mientras sepamos lo que comer antes del reposo nocturno. Si lo hacemos no corremos el riesgo de engordar y hasta tendremos una noche más descansada.

 

 

 

Nuestros nutricionistas dan su opinión

Para que lo entiendas mejor, hablamos sobre este tema con nuestros nutricionistas que nos ayudaron a preparar unos cuantos consejos para vosotros.

“Deberíamos crear la costumbre de cenar pronto, por lo menos tres horas antes de acostarnos y optar por una cena ligera y con bajo índice glucémico (IG). Esto quiere decir que debemos escoger alimentos que alcanzan la corriente sanguínea de forma lenta y continua, promoviendo mayor estabilidad de los niveles de azúcar en la sangre, lo que trae beneficios probados para la salud”, empezaron por explicarnos. Así que contestando a la primera pregunta, sí debemos comer por la noche, pero comer bien.

“Está probado que una alimentación rica en alimentos con bajo IG tiene beneficios en el control de peso y ayuda a controlar nuestro apetito. Las opciones correctas promoverán noches mas tranquilas y relajadas”.

¿Pero qué es lo que debemos comer? “Ingerir alimentos ligeros y ricos en fibra sería lo mas indicado. Alimentos que mejoren el funcionamiento del intestino y provoquen una sensación de saciedad durante más tiempo. También debemos ingerir alimentos que contengan propiedades relajantes, contribuyendo a un sueño más descansado. Esto porque durante el sueño nuestro cuerpo produce algunas hormonas extremadamente importantes para nuestro equilibrio orgánico y fisiológico”.

Incluso para los niños comer antes de dormir es importante. “El sueño profundo ayuda con la liberación de la hormona del crecimiento y promueve la regeneración de la masa muscular, la preparación celular y ayuda a nuestro sistema inmune a combatir varias infecciones. Las hormonas liberadas cuando dormimos también regulan la forma en que nuestro cuerpo utiliza la energía (nuestro metabolismo). Varios estudios han demostrado que cuando no dormimos bien o no dormimos lo suficiente, aumentamos la probabilidad de tener exceso de peso, así como quedamos mas expuestos a la tentación de comer alimentos con un alto contenido calórico y ricos en hidratos de carbono simples (azúcares), que no van a contribuir en nada a nuestro bienestar o nuestra salud”.

¿Qué cenar para no acostarse sin comer ?

Pero ¿qué alimentos son éstos? Os damos algunos ejemplos:

  • Aguacate
  • Plátano
  • Frutos secos (nueces, anacardos, almendras, etc)
  • Gelatina sin azúcar
  • Iogurt desnatado con avena
  • Huevo cocido o infusiones (manzanilla, menta… Todos ellos contienen propiedades calmantes y digestivas).

Lo más importante es que todos vosotros sepan lo qué comer en este momento del día y si os despertáis con hambre es buena señal. No hay nada más triste que que despertar sin tener hambre para el desayuno, ¿verdad? 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *